sábado, octubre 23, 2021

(VÍDEO) Los policías de ‘la patada en la puerta’, a juicio por allanamiento

Serán juzgados con jurado, ya que el juez instructor ve indicios sólidos de delito por parte de los agentes

Los seis agentes de la Policía Nacional que irrumpieron en una vivienda de la madrileña calle de Lagasca a golpe de patada para impedir una fiesta nocturna celebrada más allá del horario de toque de queda irán a juicio. Lo harán con jurado y por un presunto delito de allanamiento de morada, tal y como se ha hecho público este miércoles.

En el auto del juez de instrucción Jaime Serret, se esgrime que los policías entraron en esa vivienda de la capital el pasado 21 de marzo «a pesar de que no tenían ni consentimiento de los moradores ni autorización judicial». Ellos ya intentaron defender que actuaron así porque el morador de la vivienda no quiso identificarse, no porque se estuviese celebrando una fiesta: actuaron por lo que entendieron como un delito de desobediencia grave.

Según la acusación del caso, no había «ni urgencia ni necesidad» para que se diese la actuación policial que aconteció, ni mucho menos una situación «flagrante». De hecho, la Audiencia Provincial de Madrid ya absolvió al morador de la vivienda, interpretando que, como mucho, podría ser objeto de una mera infracción administrativa y dirigiendo la atención hacia los policías, que sí podrían haber actuado de forma desproporcionada.

«Ante esa resolución de la Audiencia Provincial de Madrid, negando la existencia de delito flagrante, hay sólidos indicios de la concurrencia del delito de allanamiento de morada«, dice ahora el juez instructor, que convoca ese juicio con jurado y cita a las partes el 8 de octubre para que presenten alegaciones.

Artículos relacionados