sábado, abril 20, 2024
sábado, abril 20, 2024

Las restricciones, en horas cada vez más bajas en España: el pasaporte covid aguanta a duras penas y la mascarilla es la gran superviviente

Las medidas extraordinarias para contener el coronavirus decaen en este inicio de semana en País Vasco, Navarra y Murcia

Con la sexta ola a la baja, varias comunidades inician la semana relajando las restricciones por la covid-19. Es el caso del País Vasco, que, desde este lunes, da por concluida la emergencia sanitaria, o Navarra, donde las medidas extraordinarias para contener el coronavirus quedan sin efecto desde las cero horas del martes.

También a partir de este martes, en Andalucía no será necesario presentar el pasaporte covid para entrar en establecimientos de restauración y ocio nocturno ni para visitas a hospitales y centros sociosanitarios, mientras que Murcia esperará al miércoles 16 para eliminar todas las restricciones vigentes en la sexta ola.

En concreto, en Murcia a partir de este miércoles no se pedirá pasaporte covid, se abren las barras y las pistas de baile del ocio nocturno y concluye el límite de aforos y comensales, según ha anunciado hoy su presidente Fernando López Miras.

También La Rioja relaja a partir del martes la exigencia del documento covid, pero lo hará en menor grado que otras comunidades, y el documento se seguirá demandando en hospitales y residencias sociosanitarias al menos hasta el 28 de febrero, según ratificó el Tribunal Superior de Justicia de La Rioja, a petición del Gobierno autonómico.

Mientras, en la Comunidad Valenciana, donde se mantienen las últimas restricciones aprobadas hasta el 28 de febrero, su presidente, Ximo Puig, ha anunciado que la mascarilla solo será obligatoria en las fiestas de las Fallas y de la Magdalena de este mes de marzo para el público de la mascletá y de la Ofrenda, actos en los que no habrá control de aforo.

Así lo ha trasladado Puig, tras mantener una reunión de trabajo para actualizar el protocolo de fiestas con el fin de ampliarlo y adaptarlo a la situación epidemiológica actual.

En el País Vasco, que hoy da por concluida la emergencia sanitaria, seguirán vigentes las restricciones comunes para toda España acordadas en el último Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud, como las mascarillas en interiores o los aforos para grandes eventos deportivos.

A partir de este lunes el ocio nocturno está abierto, se puede consumir en barra y decae la limitación de diez personas máximo por mesa en hostelería.

También la nueva orden foral del Gobierno de Navarra permite recuperar las condiciones y horarios ordinarios en locales de hostelería, restauración y ocio nocturno, que hasta ahora debían cerrar entre la una y las seis horas y elimina la obligatoriedad del consumo máximo en mesa de diez personas.

Además, se suprime la exigencia de pasaporte covid, que se solicitaba para acceder a gimnasios, residencias y hoteles, y el uso de la mascarilla dejará de ser obligatorio en los patios de los centros escolares si bien será preceptiva en el interior de todo tipo de recintos y en eventos multitudinarios.

De esta forma, Navarra se ha sumado a la mayoría de comunidades que ya han eliminando la exigencia del pasaporte covid.

Hoy, el presidente de Aragón, Javier Lambán, también se ha mostrado convencido de que «poco a poco» irá decayendo la exigencia de este documento, pero no ha dado una fecha concreta. Esta es una de las pocas comunidades donde aún se solicita para visitas a hospitales y centros sociales.

Descienden los contagios, pero sigue el riesgo alto

La situación epidemiológica sigue mejorando en todo el país, aunque persiste una elevada cifra de fallecimientos, si bien la tasa de letalidad ha ido bajando en las últimas semanas y ya está por debajo del uno por ciento (0,9 %), según los últimos datos del Ministerio de Sanidad.

En Cataluña ya se registran menos de 10.000 contagios diarios aunque la mortalidad sigue siendo alta, con 32 fallecidos por covid diarios en la última semana, mientras que la presión hospitalaria desciende más lentamente.

La velocidad media de propagación del virus es de 0,63, una centésima más que ayer, es decir, que de cada cien infectados contagian una media de 63 personas.

En el País Vasco, la pandemia continúa remitiendo con un número de contagios diario por debajo de 700, pero no ocurre lo mismo con la cifra de fallecidos, que esta semana ha ascendido a 108, la más alta desde que se contabilizan por semanas en julio de 2020.

Los contagios semanales, sin embargo, han decaído a la mitad y en los últimos siete días se han notificado 10.421.

La consejera de Salud, Gotzone Sagardui ha justificado esta tendencia a la baja para eliminar restricciones, pero ha recordado que se mantienen medidas preventivas como las distancias, la ventilación de interiores y la limpieza de manos.

En Navarra se han notificado 241 casos covid en las últimas 24 horas y cuatro fallecimientos. En este momento hay 149 personas ingresadas, de las que 20 están en intensivos.

Galicia también continúa en descenso con 38.640 enfermos por covid hasta las 18:00 horas del domingo, cifra que supone una reducción superior a 3.500 personas respecto al día anterior, en una jornada en la que se han comunicado tres fallecidos.

Aragón también se ha sumado a esa bajada de contagios con 599, es decir, 370 menos que una semana antes y un fallecido en la provincia de Huesca.

En Cantabria todos los indicadores siguen a la baja salvo las hospitalizaciones que han experimentado un repunte al pasar de 126 a 137 ingresados, de los que 15 lo han hecho en la uci, y dos fallecidos.

Lo mismo ha ocurrido en La Rioja, donde los casos covid han bajado en el fin de semana aunque en detrimento de las hospitalizaciones, que van al alza y los fallecidos, uno más.

En Asturias, el Servicio de Salud ha acordado este lunes iniciar la desescalada y empezar a reorganizar sus servicios para adaptarlos al descenso de la incidencia de la sexta ola.

Fuente: EFE

Relacionados

spot_img

Colaboradores