sábado, enero 28, 2023
sábado, enero 28, 2023

Pfizer admite ahora que su vacuna no se testó contra la transmisión del covid

La farmacéutica reconoce que tuvo que «moverse a la velocidad de la ciencia» y «hacerlo todo corriendo riesgos»

La farmacéutica estadounidense Pfizer no testó la eficacia de sus vacunas contra la transmisión del covid-19 antes de lanzarlas al mercado. Tal afirmación no es el resultado de una larga y tortuosa investigación periodística ni de una filtración anónima, sino la abierta confesión ante las cámaras de una alta ejecutiva de la propia compañía.

La presidenta de Vacunas en Mercados Internacionales Desarrollados de Pfizer, Janine Small, compareció este miércoles en el Parlamento Europeo en la comisión que la Eurocámara alberga sobre la compra de vacunas por parte de la Comisión. En respuesta a la pregunta del eurodiputado neerlandés Robert Roos, del Grupo de los Conservadores y Reformistas Europeos, Small reconoció que Pfizer «no sabía» la eficacia de la vacuna antes de llegar al mercado. «Realmente teníamos que movernos a la velocidad de la ciencia para entender de verdad lo que estaba pasando en el mercado y, desde ese punto de vista, teníamos que hacerlo todo corriendo riesgos».

A continuación, la alta ejecutiva de Pfizer trató de defender a la farmacéutica afirmando que la compañía invirtió «dos mil millones de dólares» de sus propios recursos para «investigar, desarrollar y fabricar la vacuna». También sacó a colación un estudio del Imperial College de Londres, que apunta a que en el primer año en el que la vacuna estuvo disponible se salvaron 4 millones de vidas. «Estuvimos allí cuando el mundo nos necesitaba», señaló Small, «no quiero imaginar en qué situación estaría el mundo ahora mismo si compañías como la nuestra no hubiéramos corrido esos riesgos».

«Entiendo su frustración, de verdad», le dijo Small al eurodiputado, «pero también espero que en algún momento también aprecie lo que las compañías farmacéuticas han hecho para ser capaces de poner a disposición las vacunas a esa velocidad y a esa escala».

Roos, sin embargo, no pareció muy convencido y poco después tuiteó un mensaje en el que denunciaba que la idea de vacunarse por los demás, tan repetida por gobiernos y empresas, «fue siempre una mentira». «El único propósito del pasaporte covid fue obligar a la gente a vacunarse», añadió el eurodiputado, «el mundo tiene que saberlo».

Relacionados

spot_img

Colaboradores