lunes, abril 15, 2024
lunes, abril 15, 2024

El republicano McCarthy, elegido por fin presidente de la Cámara de Representantes de EE.UU.

Para lograr el apoyo de los díscolos de su partido, el nuevo speaker ha tenido que hacer ciertas concesiones, que no se han dado a conocer

El republicano Kevin McCarthy fue elegido finalmente este sábado presidente de la Cámara Baja de Estados Unidos tras 15 votaciones, después de convencer a un número suficiente de congresistas ultras de su propio partido que se negaban a apoyarlo.

La abstención de seis republicanos rebeldes abrió el camino poco después de la medianoche a la elección de McCarthy como presidente de la cámara con 216 votos, tras cuatro extenuantes jornadas que llegan hoy a su punto final con esta victoria que pone fin al caos vivido en el Congreso estadounidense.

Al igual que en la votación previa y a diferencia de las trece primeras, los republicanos radicales no presentaron ningún candidato alternativo a McCarthy, quien se batió en esta última ronda con el líder de los demócratas en la cámara, Hakeem Jeffries, que recibió 212 votos al igual que en las rondas previas. En esta votación definitiva, seis republicanos optaron por la abstención, lo que abrió el camino a la elección de McCarthy, al reducirse el número de votos que necesitaba para ser elegido.

Esta última ronda se produjo después de una penúltima en la que se vivieron momentos tensos entre McCarthy y el conservador Matt Gaetz, aliado del expresidente Donald Trump, que frustró su elección al decidir abstenerse cuando el legislador de California rozaba la victoria a falta de un voto. Según el diario The New York Times, Trump, que esta semana instó a sus seguidores a respaldar a McCarthy, habría telefoneado a Gaetz al ver que la elección del candidato del aparato del partido peligraba.

El nombramiento de McCarthy pone fin a una extenuante y caótica semana en el Capitolio estadounidense que arrancó el pasado martes cuando, por primera vez en cien años, el presidente de la Cámara de Representantes no fue elegido en la primera votación por tener detractores dentro de su propio partido. Esos detractores han sido una veintena de congresistas fieles a Trump y miembros del grupo Freedom Caucus, que no han dado su brazo a torcer hasta este viernes.

Y es que sin un presidente de la Cámara Baja el 118 Congreso no ha podido arrancar. La única opción para elegirlo era seguir repitiendo votaciones hasta que un candidato alcanzara la mayoría, algo que ha sucedido a las puertas del fin de semana. Para lograr el apoyo de los díscolos, McCarthy ha tenido que hacer ciertas concesiones, que no se han dado a conocer.

Fuente: EFE.

Relacionados

spot_img

Colaboradores