lunes, mayo 27, 2024
lunes, mayo 27, 2024

(VÍDEO) Kim Jong-un presume de misil y de hija: Seúl y Washington responden con más maniobras aéreas

Continúa la tensión en la península coreana, con la propaganda del Norte hablando de «hito crucial» nuclear y EE.UU. y el Sur buscando la disuasión extendida que acordaron en mayo

El líder norcoreano, Kim Jong-un, presidió el exitoso lanzamiento realizado el viernes del misil balístico intercontinental (ICBM) Hwasong-17 e instó a «acelerar la disuasión nuclear» ante la «peligrosa situación» que se vive en la península, informó este viernes la agencia estatal de noticias KCNA. El «nuevo misil balístico intercontinental Hwasong-17», al que se definió como un «hito crucial en el fortalecimiento de las fuerzas nucleares» del país, voló 999,2 kilómetros con un apogeo de 6.040,9 kilómetros antes de caer en aguas del mar de Japón, según detalló el artículo de KCNA.

Estos datos sobre el proyectil, que aterrizó a 200 kilómetros de las costas del norte de Japón, están en línea con lo que reportaron Tokio y Seúl en la víspera. Tras el lanzamiento, el líder norcoreano aseguró que «la peligrosa situación» que se vive en la región, marcada por las repetidas pruebas de armas norcoreanas y las grandes maniobras militares de Seúl y Washington, exige «de manera aún más urgente» a su país «acelerar el fortalecimiento de la disuasión nuclear de manera abrumadora y considerable».

El de este viernes ha sido posiblemente el primer lanzamiento verdaderamente exitoso de este misil, que potencialmente tiene el mayor rango de todo el arsenal norcoreano (unos 15.000 kilómetros) y que ya había realizado vuelos de prueba este año, pero sin verdadero éxito, según diversos analistas y el ejército surcoreano. Pese a su capacidad potencial para alcanzar incluso Washington, los analistas subrayan a su vez que la gran envergadura del misil, que posiblemente esté diseñado para cargar varias cabezas, complica enormemente su movilidad y lo convierte en un objetivo relativamente fácil en un hipotético ataque preventivo.

Según KCNA, el test de la víspera «tenía como meta determinar la fiabilidad operativa» del proyectil y Kim aseguró que el país ha «logrado otra capacidad poderosa y fiable capaz de disuadir cualquier amenaza nuclear». Kim aseguró que Seúl y Washington «están empeñados en sus ejercicios de guerra agresivos que perturban la paz y estabilidad de la península de Corea y la región» y afirmó que cuanto más intente EE.UU. fortalecer la llamada disuasión ampliada «más ofensiva se tornará nuestra respuesta militar».

La disuasión extendida o ampliada es un compromiso adquirido en mayo por Washington con Seúl que consiste en el envío de activos estratégicos estadounidenses a la península coreana en función de las acciones del régimen norteño. «Si el enemigo continúa amenazándonos con medios de ataque nuclear, nuestro partido y Gobierno responderán decididamente con armas nucleares por armas nucleares y confrontación frontal por confrontación frontal», dijo Kim.

El último test balístico norcoreano también ha servido como presentación en sociedad de una hija de Kim, en el que supone el primer reconocimiento público sobre su prole. Los medios estatales mostraron por primera vez a la niña en las fotografías difundidas de la prueba armamentística, aunque se limitaron a confirmar su identidad señalando que Kim supervisó el test «junto con su querida hija y esposa», la primera dama norcoreana Ri Sol-ju, sin ofrecer más detalles sobre la pequeña.

Cinco fotos de entre la veintena de instantáneas publicadas por KCNA del ensayo muestran a la niña enfundada en un abrigo blanco escuchando a su padre mientras parece dar instrucciones a funcionarios de su entorno, contemplando desde la distancia junto a Kim el misil en su fase de despegue o caminando de la mano con él junto a la lanzadera del proyectil antes de que fuera lanzado.

Los medios estatales norcoreanos rara vez difunden información sobre los familiares cercanos de la dinastía Kim, que gobierna el país con mano de hierro desde los años cuarenta del siglo pasado. Esta hija de Kim Jong-un no es una excepción, puesto que los medios oficiales nunca antes habían reconocido siquiera su existencia.

Toda la información sobre la descendencia de Kim, que se cree que tiene por su parte 38 años, ha sido aventurada por expertos con conexiones dentro del hermético país. Muchos han asegurado que el líder norcoreano habría tenido tres hijos con Ri, en 2010, 2012 o 2013, y 2017, sin poder aportar muchos más datos al respecto. En las fotos también se constata la presencia en el lugar de la prueba de la hermana del líder norcoreano, Kim Yo-jong, a la que se ve visiblemente entusiasmada por el éxito del lanzamiento.

La respuesta de Seúl y Washington

Corea del Sur y Estados Unidos llevaron a cabo este sábado más maniobras aéreas conjuntas en las que participó un bombardero B-1B estadounidense, un día después de que Corea del Norte probara su nuevo misil balístico intercontinental (ICBM). El bombardero supersónico realizó una incursión en la zona de identificación de defensa aérea surcoreana escoltado por cazas F-35A del ejército de Corea del Sur y cazas F-16 del estadounidense, informó el Estado Mayor Conjunto (JCS) en un comunicado.

«Este ejercicio tiene como objetivo mejorar las capacidades de defensa combinadas de la República de Corea (nombre oficial de Corea del Sur) y los EE.UU., y mostrar el compromiso de Washington de proteger la península y proporcionar una disuasión extendida«, señala el texto. Corea del Sur y Estados Unidos «seguirán cooperando estrechamente» para vigilar las actividades militares de Corea del Norte y «mejorar su respuesta conjunta», añadió el JCS.

La tensión en la península coreana está alcanzando cotas inéditas ante las repetidas pruebas de armas norcoreanas, las maniobras de los aliados y la posibilidad de que, tal y como indican los satélites, el régimen de Kim Jong-un ya esté listo para realizar su primera prueba nuclear desde 2017. 

Fuente: EFE

Relacionados

spot_img

Colaboradores