martes, agosto 16, 2022

(VÍDEO) Kiev denuncia un nuevo ataque ruso con misiles contra un edificio residencial: «La gente permanece bajo los escombros»

El ataque se produce tras la entrada en vigor de un toque de queda para la población de la capital que durará hasta el 3 de julio

Un edificio de nueve plantas de Kiev recibió este domingo el impacto de un misil y bajo sus escombros hay varias víctimas, según informó el alcalde de la capital ucraniana, Vitali Klitschko, en su cuenta de Telegram.

«En la mañana del 26 de junio, un cohete golpeó un edificio residencial de 9 pisos en Kiev, hay víctimas, la gente permanece bajo los escombros«, aseguró Klitschko, quien dijo que «algunos residentes fueron evacuados, dos víctimas fueron hospitalizadas».

El alcalde de Kiev informó de que los equipos de rescate han escuchado voces procedentes de debajo de los escombros, de los cuales se pudo rescatar a una niña de siete años.

Según la agencia local Ukrainska Pravda, como consecuencia del impacto del misil quedaron destruidos parcialmente los últimos tres pisos del edificio, donde se declaró un incendio.

Por su parte, Rusia culpa a Ucrania del ataque, en el que falleció una persona. «El 26 de junio las Fuerzas Aeroespaciales Rusas lanzaron un ataque con cuatro misiles de alta precisión lanzados desde el aire contra la fábrica Artem en el distrito de Shevchenkivskyi de Kiev», señaló el portavoz del Ministerio de Defensa, Ígor Konashénkov.

Según Moscú, los cuatro misiles alcanzaron el objetivo y «la infraestructura civil de la ciudad de Kiev no resultó dañada como resultado del uso de armas de alta precisión».

La versión de Rusia es que el edificio recibió el impacto cuando Ucrania intentó interceptar los misiles rusos con sistemas de misiles antiaéreos S-300 y Buk M1, para lo que utilizó supuestamente «más de 10 misiles antiaéreos».

«Debido a la falta de interfaz entre los lanzadores de los sistemas de defensa aérea y los equipos de radio ubicados en áreas urbanas, los Buk ucranianos derribaron en el aire dos misiles antiaéreos S-300. Presuntamente, uno de los misiles antiaéreos derribados cayó sobre un edificio residencial«, sostuvo Konashénkov.

El impacto contra el edificio de Kiev se produce al día siguiente de la entrada en vigor de un toque de queda para la población de la capital, que está vigente desde las once de la noche hasta las cinco de la mañana a partir del sábado y hasta el 3 de julio. Así lo comunicó ayer el jefe de la administración militar regional, Oleksiy Kuleba, según informó la agencia Ukrainska Pravda.

La medida prohíbe «estar en la calle, visitar otros lugares públicos, moverse por los asentamientos en transporte o a pie», y solo se admitirán excepciones a quienes porten un permiso especial, anunció Kuleba.

Fuente: EFE

Artículos relacionados