Internacional
Turquía convierte en mezquita una iglesia bizantina y cubre sus mosaicos

Turquía convierte en mezquita una iglesia bizantina y cubre sus mosaicos

El presidente de Turquía, Recep Tayyip Erdogan, acelera su política nacionalista e islamizante en el país otomano. Después de declarar como mezquita la célebre basílica bizantina de Santa Sofía, en Estambul, el pasado julio, ahora el líder del Gobierno turco ha puesto su mirada en la iglesia de San Salvador de Cora, un templo del siglo XIV declarado como Patrimonio de la Humanidad por la Unesco.

Erdogan emitió un decreto en agosto por el que cambiaba el status jurídico del edificio para convertirlo en mezquita, ya que este había funcionado como museo desde que fue desacralizado en 1948. La diferencia con el caso de Santa Sofía es que el Gobierno turco ha optado por alterar el interior de San Salvador de Cora y en particular por cubrir sus valiosos mosaicos. Las autoridades han roto con la arquitectura de la nave central, tapando las bóvedas y arcos con un simple techo de yeso.

La historia del templo se remonta al siglo IV y el edificio experimentó diversas reconstrucciones en los siglos VI (por el emperador Justiniano), XI y XII, esta última después de un fuerte terremoto. La estructura que ha llegado hasta nuestros días data del XIV y cumplió las funciones de iglesia ortodoxa hasta la toma de Constantinopla por las tropas de Mehmed II el-Fatih. A partir de entonces, hizo las veces de mezquita hasta su reconversión en museo tras la Segunda Guerra Mundial.

La decoración de mosaicos y frescos que hasta ahora cubría las paredes y cúpulas era uno de los mejores ejemplos del arte prerrenacentista de herencia bizantina. Por desgracia, ya no podrán ser admirados.

SUBIR