martes, diciembre 7, 2021

Texas autoriza la ley antiaborto más restrictiva de EE.UU.

Biden considera la ley como «inconstitucional» y promete defender el derecho al aborto

Este miércoles ha entrado en vigor en Texas una polémica ley que prohíbe el aborto a las seis semanas de gestación, después de que el Tribunal Supremo de EE.UU. decidiera no pronunciarse sobre una solicitud de urgencia presentada por clínicas abortistas que pretendía bloquearla.

La ausencia de intervención judicial ha hecho que la norma, conocida como Ley 8 del Senado, entre en vigor a la espera de que el Supremo, que cuenta con una mayoría conservadora reforzada, adopte una resolución.

En su solicitud de emergencia para bloquear la legislación, las clínicas de servicios abortivos advirtieron de que la ley «reduce inmediatamente y catastróficamente el acceso al aborto en Texas, prohibiendo cuidados a al menos el 85% de los pacientes» que requieren de una intervención de este tipo en el estado.

La ley antiaborto más restrictiva del país

La legislación permite a particulares presentar demandas civiles contra cualquier persona que ayude a una embarazada a abortar infringiendo la prohibición.

La medida supone que prácticamente se veta abortar en Texas, ya que ni siquiera contempla excepciones en casos de incesto o violación.

Biden, en contra

El aborto fue reconocido como un derecho constitucional en EE.UU. en 1973. El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, considera que esta ley «viola flagrantemente el derecho constitucional» y ha prometido que defenderá el derecho al aborto a través de un comunicado de la Casa Blanca.

«Mi Administración está profundamente comprometida con el derecho constitucional establecido en Roe contra Wade hace casi cinco décadas y protegerá y defenderá ese derecho».

Artículos relacionados

La soledad en Houellebecq

Podemos, Monedero y el perdón

El negacionismo como modo de vivir

España no tiene que pedir perdón