viernes, diciembre 2, 2022
viernes, diciembre 2, 2022

Putin completa su órdago y se anexiona los territorios ucranianos: «Serán ciudadanos rusos para siempre»

Putin también ha afirmado que las fugas detectadas en los gasoductos rusos Nord Stream son «acto de terrorismo internacional»

El presidente de Rusia, Vladímir Putin, ha firmado este viernes los tratados para la anexión de las regiones ucranianas de Donetsk, Lugansk, Jersón y Zaporiyia.

En un solemne acto en la sala de San Jorge del Gran Palacio del Kremlin, el mandatario ruso ha justificado su decisión en los referendos celebrados hace unos días, en los que entre el 87,05% y el 99,23% de los votantes en los territorios controlados parcialmente por las fuerzas rusas en el este y sur de Ucrania apoyaron la anexión a Rusia. Unas consultas cuyos resultados no ha reconocido la comunidad internacional. «Es una decisión inequívoca», ha dicho Putin.

Putin ha insistido en que Rusia actúa de acuerdo con la Carta de ONU, que defiende el derecho a la autodeterminación de los pueblos. «Es la voluntad de millones de personas», ha dicho entre aplausos, en alusión a los referendos.

Asimismo, ha afirmado que Rusia está unida con los habitantes de Donetsk, Lugansk, Zaporiyia y Jersón por «un destino común y una historia milenaria». Ha lamentado que estos lazos quedaran amenazados tras la caída de la Unión Soviética, que ocurrió «pese a la voluntad de la gente», y que ahora serán «ciudadanos rusos para siempre».

El Kremlin ha afirmado asimismo este viernes que todo ataque contra las regiones anexionadas será considerado como «una agresión» contra Rusia, antes de incidir en que estos territorios serán parte integral del país. «No serán considerados otra cosa», ha dicho el portavoz del Kremlin, Dimitri Peskov, quien ha incidido en que las autoproclamadas repúblicas de Donetsk y Lugansk «fueron reconocidas en las fronteras de 2014», mientras que ha evitado pronunciarse sobre las fronteras de las regiones de Jersón y Zaporiyia. «Aclararemos todo hoy», ha destacado.

Putin también ha afirmado que las fugas detectadas en los gasoductos rusos Nord Stream en las aguas del mar Báltico son «acto de terrorismo internacional».

El mandatario ruso también ha llamado a Ucrania a poner fin de inmediato a la guerra y volver a la mesa de negociaciones, pero ha advertido de que la opción hecha por la repúblicas populares de Donetsk y Lugans y la regiones de Jersón y Zaporiyia de unirse a Rusia es «definitiva».

Ambas cámaras del Parlamento ruso refrendarán formalmente los acuerdos de anexión a principios de la semana que viene. El Senado ruso planea debatir ese asunto el próximo 4 de octubre. Antes, la incorporación tiene que recibir el visto bueno de la Duma o Cámara Baja rusa, que se reúne para una sesión extraordinaria un día antes.

Rusia se defenderá con todas las fuerzas y recursos existentes, anuncia Putin

Rusia hará todo lo posible para garantizar la vida segura de su población y defenderá con todas sus fuerzas sus territorios, advirtió este viernes el presidente ruso.

«Defenderemos nuestra tierra con todas las fuerzas y medios de los que disponemos y haremos todo para garantizar la vida segura de nuestra gente. En esto radica la gran misión liberadora de nuestro pueblo», afirmó.

El mandatario ruso acusó a Occidente de buscar desde hace tiempo y continuar buscando la desintegración de Rusia, un proceso que consideraba inevitable tras la desintegración de la Unión Soviética.

«En 1991 Occidente esperaba que Rusia no lograría superar este impacto y se desintegraría por sí sola», indicó.

Según Putin, Occidente «no puede vivir tranquilo al ver que en el mundo existe un país tan grande y extenso, con todos estos territorios, riquezas naturales, recursos, y un pueblo que no sabe vivir y que nunca vivirá bajo órdenes ajenas».

El presidente ruso denunció que Occidente destruye los estados que no están dispuestos a ceder su soberanía.

«Para ellos es de importancia crítica que todos países cedan su soberanía a EE.UU.», alertó.

El mandatario ruso afirmó que mientras «las cúpulas dominantes de unos estados aceptan voluntariamente el papel de vasallos, otros compran, amedrentan y si eso no funciona, destruyen estados enteros, dejando tras sí catástrofes humanitarias, desastres, ruinas y millones de destinos humanos truncados y destruidos».

Además, acusó a Occidente de buscar la privación total y absoluta de la soberanía a los pueblos: «de allí proviene su agresividad en contra de los estados independientes, los valores tradicionales y las culturas autóctonas».

Relacionados

spot_img

Colaboradores