viernes, mayo 24, 2024
viernes, mayo 24, 2024

Nueva tensión en el Gobierno, esta vez por la ‘Ley Trans’ de Montero

El PSOE no asegura que vayan a impulsarse las leyes LGTBI y Trans como dos normas, lo cual formaba parte del acuerdo de coalición entre la formación morada y los socialistas

El Gobierno ha precisado que aún no ha consensuado el borrador del anteproyecto de ‘ley trans’ elaborado por el ministerio de Igualdad dirigido por Irene Montero, que incluye la despatologización de la transexualidad y reconoce la autodeterminación del género y cuyos detalles han trascendido este martes.

Mientras Unidas Podemos pretende que el proyecto, de las leyes LGTBI y Trans, esté listo en la primera quincena de febrero, los socialistas ni si quiera aseguran que vaya a impulsarse como dos normas, lo cual formaba parte del acuerdo de coalición, y ahora apuestan por unificar ambos textos.

A pesar de estos incidentes, el problema aumenta ya que el ministerio de Irene Montero mantiene su inamovible postura al incluir en la redacción de la norma que el cambio de sexo sea legal sin necesidad de requisitos previos, y por su parte, el PSOE ha aclarado su negativa a la libre autodeterminación de género.

El borrador de la ‘ley Trans’

El borrador de la ley para la igualdad de las personas trans permitirá el cambio de sexo en el registro sin necesidad de informe ni tratamiento médico a partir de los 16 años, y entre los 12 y los 16 con consentimiento de padres o tutores.

El texto fija así la despatologización de la transexualidad, en línea con la Organización Mundial de la Salud, y garantiza protección y derechos específicos a toda aquella persona «cuya identidad de género no se corresponde con el sexo asignado al nacer».

Además, incluye medidas en el ámbito sanitario, educativo, laboral y deportivo y abre la puerta también a que se pueda solicitar que no se especifique el sexo en los documentos oficiales de identidad, para atender a quienes no se identifican ni con el genero masculino ni con el femenino.

Entre las prestaciones sanitarias, además de los tratamientos hormonales y quirúrgicos, se contempla que «las personas trans con capacidad de gestar» puedan recurrir a las técnicas de reproducción humana asistida.

Relacionados

spot_img

Colaboradores