14.7 C
Madrid
lunes, abril 19, 2021
- Publicidad -

Madrid, con un 14% de la población española, aporta el 70% de la caja común de las autonomías

La región liderada por Ayuso es la máxima contribuyente al fondo de solidaridad entre las comunidades

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, pactó esta semana con ERC el apoyo de la formación republicana a los Presupuestos Generales del Estado. Las contrapartidas que los nacionalistas catalanes a cambio de su ‘sí’ a las cuentas públicas serán, por un lado, 2.300 millones de euros en inversiones y transferencias de capital para Cataluña, la mayor cifra que la región ha recibido del Estado en este siglo; y, por otro, la promesa de Sánchez una «armonización fiscal» entre las autonomías. Este último punto ha sido motivo de encendido debate en los últimos días después de que el portavoz adjunto de ERC en el Congreso, Gabriel Rufián, acusara a Madrid de ser un «paraíso fiscal» y la presidenta madrileña, Isabel Díaz Ayuso, le contestase diciendo que se convertiría en «la peor pesadilla de quien se atreva a tocar el bolsillo de los madrileños para pagar la corruptela del independentismo».

A raíz de la polémica, el Gobierno y sus socios han llenado el escenario de mensajes en los que tachan el sistema fiscal de Madrid como una «injusticia» y una «competencia desleal» para los españoles del resto de autonomías. Sin embargo, esta acusación cae por su propio peso cuando se mira a los datos.

En concreto a los datos facilitados por Hacienda en lo que a recaudación fiscal se refiere. En el ejercicio de 2018, la Agencia Tributaria señala que el 46,54% de lo que el Estado ingresa por impuestos en toda España viene de una sola comunidad, Madrid. Y eso cuando la región capitalina representa solo el 14,19% de la población de todo el país.

Pero esta desproporcionada solidaridad de los madrileños se evidencia todavía más si nos fijamos en el Fondo de Garantía de Servicios Públicos Fundamentales. Este fondo garantiza, en cumplimiento del artículo 158.1 de la Constitución y del decimoquinto de la Ley Orgánica de Financiación de las Comunidades Autónomas (LOFCA), que todas las autonomías reciban los mismos recursos por habitante, en términos de población ajustada o unidad de necesidad. Pues bien, este fondo —al que, por cierto, no aportan ni un euro Navarra y País Vasco, que cuentan con regímenes fiscales propios— está cubierto en un 70% por la Comunidad de Madrid.

De hecho, solo tres autonomías aportan a este fondo más dinero del que reciben: Madrid, Cataluña y Baleares. Un dato más sobre este fondo: 1 de cada 5 euros que pagan los madrileños en impuestos van destinados a esa caja común.

Madrid es, por tanto, la región con mayor capacidad de recaudar impuestos y la que más aporta al sistema estatal. Sin embargo, cuando las autonomías ponen en común sus recursos, la capital queda financiada por debajo de la media.

Artículos relacionados

Hacia una tiranía colectivista

Clara Campoamor, ¿fascista?

Sánchez, el iluminado