jueves, agosto 18, 2022

Los historiadores critican la reforma educativa del Gobierno: «Eso no es Historia, es manipulación»

La directora de la Real Academia de la Historia y divulgadores de la materia han criticado los cambios introducidos en el currículo de la ESO

Las críticas al nuevo currículo de Secundaria, aprobado este martes por el Gobierno, llegan desde varios frentes y uno de ellos es el del gremio de los historiadores. No en vano, el nuevo real decreto del Ministerio de Educación contempla la renuncia a un estudio cronológico de la Historia, un hecho que ocurre por primera vez en la legislación educativa. El Ejecutivo lo justifica diciendo que la medida tiene como objetivo priorizar un aprendizaje «menos memorístico».

Ante esto, la directora de la Real Academia de la Historia (RAH), Carmen Iglesias, se mostró este miércoles crítica con la reforma y recordó que la Academia ya presentó en su día sus «alegaciones» al respecto. La académica lamentó que el proyecto del Gobierno pretenda empezar la asignatura de Historia en la enseñanza secundaria en 1808 (es decir, en la era contemporánea) «sin conocer la anterior», de forma que «eso no es Historia, es manipulación».

Para la directora de la RAH, el aprendizaje cronológico de la Historia es importante porque el alumno «debe saber lo que ha pasado antes: la cultura occidental está basada en Grecia y Roma, más el cristianismo, y algo hay que saber de eso», razonó.

Además, comenzar el aprendizaje en la era contemporánea implica desconocer lo que supuso «el descubrimiento de América», que definió como «la primera globalización, algo que hay que contar» y que fue una fecha que trajo aproximadamente cuatro siglos de influencia española en el mundo.

En contraposición, esa fecha de 1808 supuso para España «lo peor que nos ha pasado en nuestra historia, pues entramos en la contemporaneidad con un trauma, una invasión y una guerra, más unos aliados (en esa guerra) que parecían nuestros enemigos», continuó.

Por último, dijo ser contraria a la enseñanza de la Historia por bloques temáticos: «No se pueden hacer grandes bloques unificando cosas que no se pueden unificar. Cada periodo (tiene) unos valores, unos límites mentales y materiales», añadió, y volvió a advertir: «No saber Historia sin una cultura de base te convierte en alguien manipulable».

Los divulgadores también se rebelan

Pero la directora de la RAH no ha sido la única en pronunciarse al respecto. Otros divulgadores de la historia también se han pronunciado sobre la nueva reforma. Por ejemplo, el escritor de novela histórica y miembro de la RAE Arturo Pérez-Reverte ha llegado a insinuar en Twitter que los políticos responsables del «exterminio de la Educación en España» deberían afrontar una suerte de «juicio de Nuremberg».

Por su parte, Javier Rubio, director de Academia Play, uno de los portales de divulgación histórica más grandes del mundo hispánico, ha señalado que el Gobierno «quita la asignatura de historia tal y como la conocemos» para que los alumnos «aprendan el mejunje ideológico del PSOE».

El también divulgador histórico Javier Santamarta, colaborador de El Liberal, ha calificado la medida de «indefendible», tanto si se es «de izquierda, de extremo centro o de como leches te etiquetes».

Fuente: El Liberal / EFE.

Artículos relacionados