domingo, diciembre 4, 2022
domingo, diciembre 4, 2022

Llega al Congreso la propuesta de despenalizar las injurias al Rey, con el apoyo del PSOE

Esta iniciativa se ha aprobado en el Senado a propuesta de ERC y EH Bildu con el voto afirmativo del PSOE

El Congreso afronta este jueves el primer debate de la propuesta para despenalizar las injurias a la Corona y los ultrajes a España de ERC y EH Bildu, con las tres enmiendas a la totalidad de PP, Vox y Cs a las que se opondrán los socialistas, que sí permitieron la tramitación de esta iniciativa en el Senado.

La iniciativa propone suprimir del Código Penal artículos referidos a los delitos contra la Corona, entre ellos el 491, que impone penas de cárcel de seis meses a dos años para quienes usen la imagen del rey o reina o de cualquiera de sus ascendientes o descendientes y dañen el prestigio de la Corona.

Pese a que en un primer momento el grupo socialista se mostró crítico con la iniciativa, el PSOE acabó dando su apoyo e inclinando la balanza para que saliese adelante en la Cámara Alta.

Ahora, la propuesta llega al Congreso para su debate, con tres enmiendas a la totalidad, de PP, Vox y Ciudadanos, a las que los socialistas ya han avanzado que votarán en contra.

Fuentes del grupo socialista en el Congreso afirman que son favorables a adaptar nuestro código penal en materia de injurias a lo que lleva pidiendo Europa desde hace tiempo.

Los populares consideran «innecesaria la reforma de esos delitos y mucho menos su supresión» subrayando que «la libertad de expresión no es absoluta pues sus límites se encuentran en los demás derechos que garantiza la Constitución», como señala el texto de su enmienda.

De esta forma, el PP aboga por no modificar el Código Penal recordando que el Constitucional establece límites necesarios e imprescindibles a la libertad de expresión que deben ser respetados por todos y que si se traspasan merecen reproche penal.

Desde Vox destacan que en la actualidad la Corona es objeto de numerosos ataques que exceden con mucho la libertad de expresión y que buscan la destrucción de la institución.

Por lo que con el fin de salvaguardar lo que la Corona y su titular representan, propone el endurecimiento de las penas pasando de uno a tres años de prisión para injurias graves y multa de doce a veinticuatro meses si no lo son. Este último punto lo hace extensible para el delito de ultrajes a España, que en la actualidad se castiga con multa de siete a doce meses.

Por su parte, Ciudadanos pide eliminar la pena de prisión y dejar el delito de injurias en multa de doce a veinticuatro meses en caso de que fueran graves para ajustarla a un principio de proporcionalidad, pero sin eliminar el artículo.

La formación naranja defiende que criticar a la Corona, incluso de modo hostil, forma parte de la libertad e expresión, pero deja claro que la crítica no puede afectar a la reputación del rey como persona, que debe estar protegida contra ataques que pretendan menospreciarlo cayendo en un discurso de odio.

Fuente: EFE

Relacionados

spot_img

Colaboradores