domingo, marzo 3, 2024
domingo, marzo 3, 2024

La mayoría del Congreso apoya reprobar a Marlaska por su gestión en la tragedia de Melilla

Los portavoces de Vox, ERC, la CUP, Cs, Junts han mostrado su apoyo a la iniciativa de los populares, mientras que PSOE y PNV la han rechazado explícitamente

La mayoría de los grupos del Congreso han apoyado la reprobación del ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, solicitada por el PP por su gestión de la tragedia ocurrida el 24 de junio en la valla de Melilla, donde murieron al menos 23 inmigrantes al intentar entrar en España.

Durante el debate de la moción consecuencia de interpelación, que se votará este jueves, los portavoces de Vox, ERC, la CUP, Cs, Junts han mostrado su apoyo a la iniciativa de los populares, mientras que PSOE y PNV la han rechazado explícitamente.

Fuentes de Unidas Podemos han señalado a EFE que no van a apoyar la moción de los populares, si bien no han precisado el sentido de su voto. La «innumerable cantidad de mentiras proferidas» sobre la tragedia por Marlaska ha sido el argumento esgrimido por el diputado del PP Fernando Gutiérrez, una acusación que también han lanzado el resto de grupos.

«¿Pero qué se puede esperar de un Gobierno en el que nunca se asumen responsabilidades? Ni por la reducción masiva de condenas a agresores sexuales, ni por el diseño de trenes que no caben por los túneles ni por mentir a los ciudadanos sobre las circunstancias de un episodio tan grave como el de la valla de Melilla», ha cuestionado Gutiérrez.

Pese a apoyar la reprobación de Marlaska, muchos portavoces han sido críticos con el PP y han recordado la tragedia del Tarajal en la que hace ahora nueve años murieron 15 subsaharianos en la frontera.

No lo ha hecho Vox, cuya diputada María Teresa López ha asegurado que «sobran los motivos» para que se repruebe al ministro pero porque lo ocurrido fue «un ataque a la patria».

Para la diputada de EH Bildu Bel Pozueta, tanto PSOE como PP «han actuado de la misma manera», y ha acusado a los segundos de encontrar en estos sucesos «una excusa para desgastar al Gobierno» y no solicitar sin embargo una comisión de investigación para aclarar las circunstancias de lo ocurrido.

EH Bildu ha presentado una enmienda en la que pide además que el Ejecutivo resuelva favorablemente la solicitud de asilo que presentó el pasado diciembre en la embajada de España en Rabat un joven sudanés que fue devuelto a Marruecos tras entrar en Melilla el 24 de junio. A la espera de saber si el PP acepta o no su enmienda, fuentes de la formación aseguran a EFE que aún no han decidido su voto.

El caso de Basir (nombre ficticio), que ha empleado un mecanismo previsto en la ley para solicitar protección internacional pero que apenas se aplica, lo han citado la mayoría de portavoces para reclamar al Gobierno que le conceda asilo lo antes posible.

Desde la CUP han asegurado que el comportamiento «poco ético» del PP no exime al PSOE y Unidas Podemos de lo que pasó porque «su Gobierno y sus ministros son directamente responsables», en tanto que la diputada de ERC María Carvalho ha afirmado que «el ministro ha sido desmentido por todo dios».

Por su parte, Mikel Legarda (PNV) ha dicho que su grupo no se va a prestar a «este chantaje parlamentario» del PP porque, a su juicio, los populares están aprovechando la tragedia de Melilla «para concluir el ajuste general de cuentas» que tienen con el ministro.

Desde Unidas Podemos, su portavoz Enrique Santiago, que no se ha pronunciado explícitamente sobre la reprobación, no ha dado credibilidad a la «preocupación» del PP por el derecho de asilo y le ha conminado a que en la tramitación de la ley mordaza «se sume a un gran consenso» para modificar la disposición sobre las llamadas devoluciones en caliente de migrantes.

El diputado del PSOE David Serrada ha considerado que la iniciativa del PP es un «elemento de desgaste al Gobierno al que se han sumado fuerzas políticas que siempre pretenden dar lecciones de moralidad» y ha incidido en que «su mentira no es verdad» porque en Melilla se actuó con proporcionalidad y se ha hecho «todo conforme a la ley».

Relacionados

spot_img

Colaboradores