martes, junio 28, 2022

La Justicia rechaza seguir manteniendo el pasaporte covid en bares y restaurantes vascos

El auto del TSJPV coincide con la reflexión de la Fiscalía Superior de que la extensión del pase covid debía haberse armado con más argumentos

El Tribunal Superior de Justicia del País Vasco (TSJPV) ha resuelto no autorizar la ampliación hasta el 14 de febrero de la exigencia del pasaporte covid en bares, restaurantes y locales de ocio nocturno, y ha rechazado también su uso en hoteles y salas de juego, como había planteado el Gobierno Vasco.

En un auto de la Sala de lo Contencioso Administrativo dictado tras deliberar esta mañana, el tribunal ha rechazado la solicitud de autorización judicial de prórroga de la medida respecto a establecimientos, donde ha sido necesaria hasta este lunes 31 de enero.

Según el tribunal, la solicitud del Gobierno Vasco «no supera el triple juicio de proporcionalidad, necesidad y fundamentalmente de idoneidad, al no justificar precisamente la eficacia de la medida, a día de hoy, para evitar o reducir de manera apreciable los contagios«.

Ha recordado que el decreto del lehendakari que establecía la obligatoriedad del Certificado covid Digital de la Unión Europea para entrar en locales de hostelería y hospitales, residencias, gimnasios, polideportivos y espectáculos culturales entró en vigor el 1 de diciembre y estuvo vigente hasta este lunes 31 de enero.

El Gobierno Vasco había solicitado autorización para prorrogar su uso hasta el 13 de febrero, si bien el TSJPV la ha rechazado tras analizar la evolución epidemiológica de la sexta ola de la pandemia en comparación con otras comunidades autónomas que no lo han aplicado y estudiar la incidencia de la variante ómicron que el Ejecutivo no cita en su argumentación, así como detalla la extensión de la vacunación.

Los magistrados han echado en falta en la petición del Ejecutivo referencias a este momento de la pandemia que justificaran el mantenimiento de la medida respecto a su posible incidencia en la reducción de los contagios.

Respecto al uso del pasaporte covid en otros establecimientos, también solicitado por el Ejecutivo vasco, el tribunal ha considerado que cuando la incidencia de la pandemia está «en claro descenso», «difícilmente se puede justificar la ampliación a nuevos espacios» (en referencia a hoteles, alojamientos turísticos y salones de juego) «de una medida restrictiva de derechos fundamentales».

Según el auto, «la autorización judicial solicitada va a denegarse en su totalidad», si bien ha concretado que respecto a la ampliación de su exigencia a nuevos establecimientos, el Gobierno Vasco no ha justificado de manera detallada por qué debería exigirse en esos precisos lugares y «reitera las argumentaciones ya ofrecidas» respecto al resto de locales de ocio.

Así, ha reprochado el tribunal, «nada se dice de por qué el riesgo de transmisión es más alto en hoteles y alojamientos turísticos, salones de juego y apuestas, ni por qué este riesgo no existía antes (en la solicitud inicial) y sí existe ahora».

El auto coincide en este punto con la reflexión de la Fiscalía Superior de que esa extensión del pase covid debía haberse armado con más argumentos y que, según van bajando los contagios de la pandemia en Euskadi y la presión hospitalaria, tiene difícil justificación legal, y además los clientes de esos establecimientos que no tuvieran ese certificado se quedarían sin opción de pernoctar.

El TSJPV constata así que respecto a hoteles y alojamientos turísticos «concurre la dificultad» de que se exigiría el pasaporte covid a personas no residentes en la Comunidad Autónoma y, así, «ya no se trata de locales donde la entrada es voluntaria» y a los que no se tiene obligación de acudir, ya que, por ejemplo, por razón de trabajo, quien no lo tuviere se quedaría «sin posibilidad habitacional alguna».

Fuente: EFE

Artículos relacionados