domingo, febrero 28, 2021

La economía española toma aire y crece un 16,7% en el tercer trimestre del año

El dato corresponde al periodo entre la primera y la segunda ola del COVID-19

La economía española creció un 16,7% en el tercer trimestre del año, la mayor subida de la serie histórica, después del tremendo batacazo que el PIB ha experimentado durante estos meses de pandemia. El periodo analizado corresponde con los meses de julio, agosto y septiembre, por lo que coincide con la campaña turística del verano y con el periodo de menor incidencia del virus entre la primera y la segunda ola.

Por tanto, el dato, que podría parecer esperanzador, nos habla del momento menos malo de este 2020, tanto desde el punto de vista sanitario como económico. Las perspectivas ahora, con la segunda ola haciendo estragos y un nuevo estado de alarma -aunque no tan severo como el de marzo- no invitan precisamente al optimismo.

La demanda nacional (consumo e inversión) aportó 14,9 puntos del crecimiento trimestral, mientras que la demanda externa (exportaciones e importaciones) contribuyó con 1,8 puntos, lo que en ambos casos suponen las mayores aportaciones de la serie histórica. En comparación interanual, no obstante, el PIB cayó un 8,7 % respecto al tercer trimestre de 2019, aunque la tasa es 12,8 puntos inferior a la contracción del 21,5% del trimestre precedente. Además, el PIB a precios corrientes era a cierre del tercer trimestre un 7,8 % inferior al de un año antes.

Las horas trabajadas crecieron un 24,7 % en el tercer trimestre, aunque la tasa baja al 16% en el caso de los puestos de trabajo equivalentes a tiempo completo. En términos interanuales, el empleo cayó un 5,5%, 12,9 puntos más que en el segundo trimestre, lo que supone la destrucción de 1.012.000 puestos de trabajo equivalentes a tiempo completo en un año.

Todas los sectores registraron importantes avances trimestrales, salvo la agricultura que apenas creció respecto al trimestre anterior (0,2%), dado que fue una de las actividades que se mantuvo durante el confinamiento. La industria creció el 27,4%; la construcción, el 22,5%; y los servicios, el 15%, aunque con un significativo incremento del 42,5% para el comercio, el transporte y la hostelería, alguna de las actividades más afectadas en el segundo trimestre.

No obstante, en comparación interanual, solo creció la agricultura (5%), mientras que el resto de sectores siguió a la baja, con descensos del 3,6% para la industria, del 11% para la construcción y del 9,8% para los servicios, con una contracción del 22 % para el comercio, el transporte y la hostelería.

- Publicidad -

Artículos relacionados

- Publicidad -