martes, junio 28, 2022

El Ayuntamiento de Nueva York retirará una estatua de Thomas Jefferson, el presidente que tuvo 600 esclavos

La iniciativa se enmarca en el reciente revisionismo histórico surgido en EE.UU. a raíz del movimiento Black Lives Matter

El Ayuntamiento de Nueva York ha votado este martes de forma unánime sacar de la sala de sesiones la estatua centenaria de Thomas Jefferson (presidente del país de 1801 a 1809), pero ha sido incapaz de decidir un destino final para la estatua, una muestra más de lo difícil que resulta el consenso sobre las figuras históricas del país.

La estatua, de más de dos metros, ha estado en el ojo del huracán desde que hace un año comenzara un debate nacional sobre el lugar que en la memoria colectiva merecen los padres de la patria que fueron esclavistas, como Jefferson, que tuvo 600 esclavos.

Concejales afroamericanos y latinos venían reclamando su retirada desde hace años, y hoy publicaron un comunicado conjunto con el caucus asiático en el que recordaron que «esta Administración la debe (la retirada) a más de cinco millones de los neoyorquinos que representan nuestros colores».

«Jefferson representa algunas de las partes más vergonzosas de la historia de nuestro país», dijo en la audiencia Adrienne Adams, concejal del distrito de Queens y copresidenta del caucus.

No es la única estatua con destino controvertido en la ciudad: la efigie de Theodore Roosevelt, presidente del país entre 1901 y 1909, situada a la entrada del Museo de Historia Natural, también está pendiente de traslado al no poderse de acuerdo el mismo Ayuntamiento sobre su destino final.

Fuente: EFE.

Artículos relacionados