Inicio Internacional Cumbre de más de tres horas entre Biden y Xi: Taiwán, los...

Cumbre de más de tres horas entre Biden y Xi: Taiwán, los derechos humanos y el comercio centran la reunión

El presidente de los EE.UU., Joe Biden, en la cumbre junto a su homólogo chino, Xi Jinping

Los mandatarios de las dos principales potencias mundiales discutieron de forma cordial sobre los asuntos que más los dividen

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, y su homólogo chino, Xi Jinping, mantuvieron este lunes por la noche una reunión virtual que duró unas tres horas y media, más de lo programado de inicio por las delegaciones, según informó la Casa Blanca.

En el encuentro, el primero más allá de llamadas telefónicas desde que Biden llegó al poder en enero, los dos líderes hablaron de manera «respetuosa y directa», de acuerdo a la versión divulgada por Washington.

La cuestión taiwanesa

Biden y Xi abordaron un abanico de asuntos, entre ellos de forma extensa Taiwán, todo después de que la semana pasada una delegación de legisladores estadounidenses del Partido Republicano viajase a la isla, en una visita oficial que no sentó bien a Pekín.

En el caso de Taiwán, Biden le trasladó a Xi que Estados Unidos se opone a que haya «cambios unilaterales en el statu quo» y le reiteró el compromiso de Washington con la política de «una sola China» que reconoce solo a Pekín como Estado.

Por su parte, Xi dijo que Pekín se verá obligado a «tomar medidas decididas si las fuerzas secesionistas taiwanesas cruzan líneas rojas», en referencia a una posible declaración de independencia desde Taipéi.

Asimismo ambos líderes hablaron sobre la región Indo-Pacífica, sobre la que los dos países tienen puesta la mirada, y Biden le trasladó a Xi su intención de que mantenerla «abierta y libre».

División por los derechos humanos

El líder norteamericano también puso sobre la mesa los derechos humanos en varios momentos de la reunión y, según la Casa Blanca, «fue bastante claro y bastante sincero con la variedad de preocupaciones» al respecto. En un comunicado posterior, la Administración Biden detalló que el presidente habló de Hong Kong, el Tíbet y Xinjiang.

A esto Xi respondió que «China no permitirá que se usen los derechos humanos para medrar en sus asuntos internos» y confió en que «el mundo es lo suficientemente grande para que Estados Unidos y China se desarrollen y cooperen en lugar de perseguir juegos de ‘suma cero'».

También conversaron sobre Irán, un tema de fricción entre ambos países por la compra de crudo iraní por parte de Pekín, aunque de acuerdo a la Casa Blanca los líderes se centraron en intercambiar opiniones de cara a negociación nuclear.

Relación económica y cooperación global

Finalmente, en términos económicos, conversaron sobre el suministro de energía, la crisis climática, las prácticas comerciales bajo el punto de vista de Washington «injustas» de China y sobre asegurarse de que la competencia entre ambos países «no vire en conflicto».

En este sentido, el mandatario chino emplazó a su homólogo estadounidense a que muestre «liderazgo» y ponga en marcha políticas «racionales y pragmáticas» respecto al gigante asiático.

Xi afirmó que el respeto mutuo, la cooperación y la coexistencia pacífica deben ser los tres principios básicos que guíen las relaciones entre ambas potencias, informó la agencia estatal de noticias Xinhua.

Fuente: EFE.

Salir de la versión móvil