jueves, diciembre 1, 2022
jueves, diciembre 1, 2022

Biden se congratula de tener una OTAN más fuerte y unida y anuncia 800 millones adicionales para Ucrania

El presidente de Estados Unidos también expuso que tiene intención de solicitar a los países del Golfo que aumenten la producción petrolera para bajar el precio del crudo

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, afirmó este jueves que la OTAN se ha vuelto más fuerte y más unida, en respuesta a la invasión rusa de Ucrania y tras la cumbre de la Alianza en Madrid.

Biden explicó que en el pasado le dijo a su homólogo ruso, Vladímir Putin, que los aliados iban a unirse más y ser más fuertes, y «eso es lo que ha pasado», en una rueda de prensa al término de la cumbre de la OTAN en Madrid.

Biden también dijo que su país está uniendo al mundo para permanecer junto a Ucrania, en respuesta a la invasión rusa. También adelantó que anunciará 800 millones de dólares en ayuda adicional en armas para Ucrania la próxima semana y apuntó que su Gobierno y los aliados ayudarán a Ucrania el tiempo que sea necesario.

Además, Biden aseguró que el motivo por el que el precio de los carburantes y de la comida ha subido es Rusia, debido a la invasión de Ucrania. «El precio del petróleo es alto por Rusia, Rusia, Rusia», expuso concretamente.

El mandatario estadounidense agregó que la razón por la que existe una crisis alimentaria es «porque Rusia no está permitiendo que el cereal salga de Ucrania».

Por otro lado, reconoció que tiene intención de solicitar a los países del Golfo Pérsico que aumenten la producción petrolera para bajar el precio del crudo. Biden señaló que no se lo va a pedir a Arabia Saudí en particular durante su visita en julio al reino, sino a las naciones del Golfo en general.

En otro momento de su comparecencia, Biden tuvo un lapsus y confundió Suecia con Suiza. El líder norteamericano estaba hablando de la invitación formal de la OTAN a Suecia y Finlandia para que se adhieran a la Alianza y recordó cuando el presidente de Finlandia, Sauli Niinistö, le propuso telefonear a la primera ministra de Suecia, Magdalena Andersson, pero en ese momento se confundió de país.

“Recibí una llamada del líder de Finlandia diciendo si podría venir a verme. Y vino al día siguiente y me dijo ‘¿Respaldaría que mi país se una a la OTAN?’ Hablamos por teléfono y sugirió que llamáramos a la líder de Suiza. Suiza, Dios mío, me estoy poniendo nervioso de verdad aquí sobre la expansión de la OTAN, de Suecia”, se autocorrigió.

Fuente: EFE

Relacionados

spot_img

Colaboradores