lunes, agosto 8, 2022

Aumenta la presión contra Rusia: Australia, Canadá y Japón se suman a las sanciones

Tras el movimiento de Rusia de reconocer las autoplocamadas repúblicas separatistas de Donestk y Lugansk la comunidad internacional responde

Rusia sigue acumulando condenas y sanciones por la decisión de su presidente, Vladimir Putin, de reconocer las autoproclamadas repúblicas separatistas ucranianas de Donestk y Lugansk.

EE.UU., el Reino Unido, Canadá y la Unión Europea (UE), Australia y Japón ya han impuesto o anunciado una primera ronda de sanciones contra Rusia por haber violado la integridad territorial y la soberanía de Ucrania con su último movimiento.

Estas son las claves de las últimas horas:

Australia, Canadá y Japón se suman a la ronda de sanciones

Australia ha anunciado su primera ronda de sanciones contra Rusia. El primer ministro, Scott Morrison, detalló que Australia prohibirá la entrada a ocho miembros del consejo de seguridad ruso, a quienes les aplicará sanciones financieras, además de sanciones contra industrias de diversos sectores como la energía, minería e hidrocarburos de Donestsk y Lugansk, así como instituciones bancarias como el VEB y el banco militar ruso, entre otras.

En la misma línea, el primer ministro canadiense, Justin Trudeau, anunció el martes sanciones económicas a Rusia por considerar que las acciones de Moscú contra Ucrania son “otra invasión de un país soberano y es completamente inaceptable”.

“Prohibiremos a los canadienses involucrarse en compras de deuda soberana rusa. Y aplicaremos sanciones adicionales a bancos del estado ruso y evitaremos tratos con ellos”, dijo Trudeau al anunciar una serie de medidas.

Japón, por su parte, anunció a través de su primer ministro, Fumio Kishida, que su país implementará una serie de sanciones después de la actuación de Moscú, además de condenar nuevamente la «violación del derecho internacional» de Rusia y adelantar que se suspenderán visados y congelarán fondos de esos dos territorios separatistas ucranianos, a los que se someterá a un embargo comercial, además de bloquear las nuevas emisiones de deuda soberana rusa en los mercados nipones.

EE.UU. impone sanciones y cancela su reunión con Rusia

Estados Unidos respondió al «principio de la invasión» rusa a Ucrania, como la denominó el presidente, Joe Biden, con duras sanciones económicas a Rusia y el refuerzo militar con tropas estadounidenses en los países bálticos. Este nuevo despliegue, que incluye 800 militares más, se sumaría a los 6.000 soldados recientemente desplazados por Estados Unidos de manera temporal a Europa para responder a la crisis. Las sanciones afectan a la deuda soberana de Rusia para bloquear el acceso del Gobierno de Moscú a financiación occidental. Otra consecuencia de la crisis es la suspensión de la reunión que tenían prevista para el jueves el secretario de Estado norteamericano, Anthony Blinken, y su homólogo ruso, Serguei Lavrov, para abordar la crisis de Ucrania.

La UE prohíbe el paso a los altos cargo rusos

La Unión Europea espera que este miércoles entren en vigor las sanciones aprobadas la víspera contra Rusia, que incluyen la prohibición de entrar en territorio europeo a altos cargos de ese país, limitar el acceso de Moscú a los mercados financieros europeos y un embargo comercial a las regiones de Donetsk y Lugansk.

Asimismo el canciller alemán, Olaf Scholz, anunció este martes el bloqueo de la certificación del gasoducto Nord Stream 2 como respuesta a Putin.

Taiwán, en «alerta» y preparados «para la actividad militar»

La presidenta taiwanesa, Tsai Ing-wen, ordenó a su Ejército y Fuerzas de Seguridad que se mantengan «alerta» y «preparados para la actividad militar en la región» ante el temor de que el aumento de tensiones entre Rusia y Ucrania tenga consecuencias para la estabilidad en la región indo-pacífica.

«Debemos seguir fortaleciendo nuestra preparación para el combate en el Estrecho de Taiwán -isla que reclama China- para garantizar nuestra seguridad», afirmó Tsai, que condenó «la violación de la soberanía ucraniana por parte de Rusia», pero pidió a ambas partes que resuelvan la crisis de manera pacífica.

Artículos relacionados