sábado, marzo 2, 2024
sábado, marzo 2, 2024

Archivada la denuncia contra Almeida por no ondear la bandera LGTBI en el Ayuntamiento

A pesar de ello, el Consistorio destinó medio millón de euros para su promoción por ser considerado «evento de interés turístico»

La Fiscalía ha archivado la denuncia presentada por el grupo municipal Recupera Madrid contra el equipo de Gobierno del alcalde madrileño, José Luis Martínez Almeida, por negarse a ondear la bandera LGTBI en la sede del ayuntamiento durante la semana del Orgullo.

Recupera Madrid presentó denuncia contra la Junta de Gobierno del Ayuntamiento de la capital por supuestos delitos de odio, prevaricación administrativa y dejación de funciones después de que no accediera a que ondeara la bandera arcoíris en el palacio de Cibeles.

El decreto de archivo señala que tal decisión «no merece ningún reproche penal» sobre todo a la vista de la «intensa actividad institucional desplegada por el propio consistorio» durante esos mismos días «incluyendo el despliegue en las farolas próximas al edificio consistorial de pancartas de apoyo, que junto con otros elementos contribuyeron a dar visibilidad a las fiestas del Orgullo».

La Fiscalía no aprecia tampoco ninguna actuación discriminatoria por parte de la Junta de Gobierno. La denuncia alude a una sesión del pleno del ayuntamiento en la que se aprobó una proposición del grupo Más Madrid en la que se interesaba que se adoptaran una serie de medidas con motivo de la celebración del Orgullo 2022, incluida que ondeara la bandera arcoíris en la fachada del consistorio «como muestra del apoyo de la ciudad de Madrid a las reivindicaciones de igualdad y derechos para las personas LGTBI+».

La Fiscalía requirió un informe sobre estos hechos a la Brigada Provincial de Información de la Policía que informó de que durante las fechas en las que se celebraron las fiestas del Orgullo 21022 se desplegaron pancartas con los colores de la bandera LGTBI+ en otras dependencias municipales.

En concreto en la sede de la ronda de Toledo del Área de Gobierno de Familias, Igualdad y Bienestar Social así como en las de las juntas de distrito de Villaverde, San Blas-Canillejas, Vicálvaro, Hortaleza, Latina, Villa de Vallecas, Retiro, Barajas y Ciudad Lineal. Además indicó que el ayuntamiento había realizado varias actuaciones como un contrato de patrocinio para contribuir al MADO (Madrid Orgullo) 2022 por importe de 500.000 euros «al ser considerado evento de interés turístico para la ciudad».

Asimismo, una campaña para dar visibilidad a las fiestas a través del mobiliario urbano en 1.375 soportes institucionales, que incluía desde marquesinas digitales, banderolas y su instalación en las farolas, como las ubicadas junto a la plaza de Cibeles, hasta pantallas y otra en la web y en redes sociales.

La Fiscalía explica que la actuación llevada a cabo para proponer la colocación de una bandera con los colores arcoíris en el edificio del ayuntamiento tan solo trataba de promover una acción de apoyo y visibilización del colectivo LGTBI+ con ocasión de la celebración de la semana del Orgullo. En todo caso el Ministerio Público aclara que de haber ondeado la bandera arcoíris en la sede del ayuntamiento no se habría vulnerado la ley ni el deber de neutralidad ideológica.

Pone como ejemplo que tampoco se produciría dicha vulneración con la colocación de la bandera de un equipo de fútbol cuando se festeja un título o con la colocación de una bandera de color morado el Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer.

Fuente: EFE

Relacionados

spot_img

Colaboradores