lunes, julio 22, 2024
lunes, julio 22, 2024

Albares, calificado de «pirómano» y «fulano» por Argelia: «Dejó entrever que Rusia estaría en el origen de esta crisis»

Un artículo de opinión de la agencia oficial argelina de prensa señala al ministro de Asuntos Exteriores también por «manipular» a la UE

Nuevo capítulo en la crisis abierta entre España y Argelia desde la pasada semana. En esta ocasión, en forma de un artículo de opinión publicado en la agencia oficial argelina de prensa, APS, en el que se señala con dureza al ministro de Asuntos Exteriores, José Manuel Albares.

«Las recientes peregrinaciones del jefe de la diplomacia española entre Madrid y Bruselas plantean interrogantes sobre las capacidades de un diplomático indigno de este gran país mediterráneo y de su gran gente, que siempre ha inspirado respeto», se expone al inicio de una columna cargada de ataques hacia Albares y su gestión de la crisis.

En primer lugar, se manifiesta que el titular español de Exteriores «logró manipular a un compatriota, compañero de partido, exministro de Relaciones Exteriores de su estado y hoy al frente de las relaciones exteriores de la Unión Europea (Josep Borrell), para empañar lamentablemente la credibilidad de esta importantísima institución comunitaria».

Además de abordar la supuesta manipulación de la UE por parte de Albares, también se tilda de «declaración guiñolesca» aquella que protagonizó el pasado viernes «en la explanada de la Comisión de la UE, llamando, incluso insinuando, a las autoridades argelinas al diálogo, y esto con un lenguaje de contornos irreverentes y sobre todo indigno de su función».

Desde Argel se considera un «esperpento» el «espectáculo diplomático de este personaje que contrasta con los ilustres diplomáticos y ministros de Asuntos Exteriores de España inscritos en el panteón de la diplomacia internacional». Sin embargo, aún se va más allá en el comentario sobre Albares.

A continuación, se apunta que «lo más grotesco de este fulano» es que «dejó entrever, a quien quiera escuchar, que no es ni más ni menos Rusia, el mismo Putin, quien estaría en el origen de esta crisis». Algo que desde Argelia se considera «un llamamiento lastimoso a Estados Unidos y la OTAN para ayudar a un pequeño ministro abrumado por su propia bajeza, después de haber intentado en vano movilizar a la Unión Europea».

El «ministro amateur» también es acusado de «la huida iniciada el 18 de marzo con el anuncio de la traición al histórico consenso español sobre la cuestión del Sáhara Occidental». Además, se considera que «sigue agudizando una crisis que, a juicio de todos, a ambos lados del Mediterráneo se podría haber evitado», opinándose que Albares conoce «mal Argelia y su defensa de la legalidad internacional» por pensar que «la traición a la causa saharaui y al consenso español sobre la cuestión sólo despertaría una cólera epidérmica pasajera del lado de Argel».

El artículo de APS concluye afirmando que «la historia no retendrá gran cosa de Albares, porque no nace nada grande de la pequeñez» y que «exacerbando la crisis entre Argelia y España y envolviéndola en un lenguaje prestado de la Guerra Fría tampoco se hace Albares más grande».

Relacionados

spot_img

Colaboradores